Guinea Ecuatorial Press quiere enviarle la actualidad informativa en su dispositivo

No gracias
Aceptar
sáb. 03 diciembre, 00:45
Español
Español
Inglés
Francés
Portugués

Los países del FMI piden más coordinación en la economía

octubre 10, 2010
Noticias

Una de las conclusiones, y quizá la demanda más clamorosa que se escuchó en la reunión del pasado fin de semana en Washington, fue que las fluctuaciones interesadas en los mercados de divisas son la causa de los nuevos desequilibrios económicos entre los países.

Es un hecho que se percibe una cierta recuperación económica a nivel mundial, pero este avance es lento y desigual entre unos países y otros y de ello es consciente el FMI que quiere implementar políticas para asegurar un crecimiento sólido, sostenible y equilibrado. Con Estados Unidos a la cabeza, los países con divisas fuertes, pidieron al FMI redoblar sus esfuerzos para evitar que esta guerra de las devaluaciones de divisas hunda la incipiente recuperación.

Aunque esta tesis la comparten la mayoría de los 187 ministros reunidos en dicho foro, es lógico que los de la zona euro se quejen de que el euro está demasiado alto, y que otros países mantienen su moneda artificialmente devaluada, y, de aquí, a la desconfianza y al temor a un proteccionismo indeseado va un paso. Las sospechas van hacia los mercados asiáticos como China y Japón. Aunque la zona del euro se ve también perjudicada por su fortaleza frente al dólar, el  enemigo es común, es China.

En este sentido, la semana pasada, el presidente del Eurogrupo, Jean Claude Juncker, y el del BCE, Jean Claude Trichet, pidieron al primer ministro del país asiático que flexibilice su tipo de cambio, tal y como prometió en junio. Desde esa fecha, el yuan se ha revalorizado un  2% con respecto al dólar, y ha caído hasta un 9% en comparación con el euro. Ya hay voces críticas en la Comisión Europea de que la recuperación de la economía de la eurozona puede debilitarse si el euro tiene que seguir soportando una carga desproporcionada en el ajuste de los tipos de cambio mundiales.

El director gerente del FMI, Dominique Strauss-Kahn tomó buena nota de esta queja y reaccionó contundentemente. "Podemos hablar y hablar, pero lo que realmente necesitamos es actuar", dijo "Y no creo que podemos hacerlo de otra forma que cooperando, por eso hay otras organizaciones multilaterales", añadió subrayando que la cita del G-20 en Seúl será clave para abordar estos temas. "No hay una solución única para cada país. La recuperación avanza bien en Asia y América del Sur, y en los países de África subsahariana el crecimiento está aumentando a un ritmo más rápido que en otras recuperaciones. Pero en Europa y Estados Unidos la recuperación es lenta y tenue”.

Los ministros de los 187 países reunidos en el foro de la semana pasada se congratularon de la  amplia labor que está realizando el FMI y cómo ha respondido de manera adecuada a la crisis generalizada, pero insistieron en que se necesitan con urgencia más medidas para reforzar la función que cumple la institución y su eficacia como órgano mundial de supervisión financiera.

Oficina de Información y Prensa de Guinea Ecuatorial