Guinea Ecuatorial Press quiere enviarle la actualidad informativa en su dispositivo

No gracias
Aceptar
mar. 27 septiembre, 16:07
Español
Español
Inglés
Francés
Portugués

Germán Ekua Sima, Tercer Secretario y Encargado de Negocios ante la Oficina de la ONU

noviembre 06, 2011
Gente GE

Germán es un buen ejemplo de diplomático joven, pero con larga y dilatada experiencia, que se refuerza día a día en su actual destino en Suiza. “La imagen distorsionada que se tiene de Guinea Ecuatorial es la que se tiene de todo el continente africano, simplemente porque es la imagen que favorece a un bloque de países que desean tener el monopolio del desarrollo y bienestar del mundo”, ha declarado Ekua en este encuentro particular con www.guineaecuatorialpress.com.

   Nacido el 27 de octubre de 1979 en Esangui Mokom, Mongomo, Germán Ekua, con tan sólo 32 años, ocupa ya un importante puesto como Tercer Secretario y Encargado de Negocios de la Misión Permanente de la República de Guinea Ecuatorial ante la Oficina de la Organización de Naciones Unidas (ONU) y demás organismos internacionales en Ginebra. 

Llegar aquí no ha sido fácil. Ekua obtuvo el diploma de estudios generales en el Instituto Evariste Galois de Sartrouville, en Francia. Posteriormente, se licenció en Económicas por la Universidad de París, también en Francia. Tiene un Master en Innovación, Organización y Estrategias Internacionales y la certificación de Negociaciones y Política Internacional en el Graduate Institute of International and Development Studies de Ginebra (Suiza), además de otros títulos. 

 Tras  esta intensa formación, entre los años 2004 y 2007, Germán ocupó el puesto de Secretario Administrativo en la Misión Permanente de la República de Guinea Ecuatorial ante la ONU, en Nueva York. En el mismo año 2007, se incorporó como Agregado Administrativo a la Misión Permanente de la Oficina de la ONU en Ginebra. En 2009, fue designado Tercer Secretario y Encargado de Negocios en el mismo destino.  

-¿Cuánto tiempo lleva como Representante Permanente de Guinea Ecuatorial ante la ONU? ¿Nos puede explicar en qué consiste concretamente su trabajo y cuáles son sus responsabilidades?

-“Ejerzo mis funciones de diplomático en la Misión Permanente de la ONU en Ginebra desde mayo de 2007. De manera más concreta, asumo la responsabilidad de Encargado de Negocios de la Misión desde 2010.

La Misión Permanente de la República de Guinea Ecuatorial ante la ONU en Ginebra, a través de su personal diplomático, sirve para la coordinación entre estos organismos internacionales y Malabo. 

Siempre de acuerdo con la hoja de ruta y la política exterior consensuada que quiere llevar la República de Guinea Ecuatorial, obro por la defensa y la protección de la imagen y los intereses de mi país respectivamente, tanto a nivel bilateral, como multilateral.  

A título informativo, el estatuto y las funciones de los diplomáticos están regidos por la Convención de Viena. Sin embargo, quiero señalar que mi trabajo no sólo consiste en representar a mi país en el extranjero: ejerzo también en el campo social, aportando asistencia a la comunidad ecuatoguineana que vive en Ginebra.  

En la coyuntura actual, además del dominio de las relaciones diplomáticas, mi papel de diplomático se extiende también al campo económico. En este contexto, por ejemplo, tengo la tarea de atraer a inversores potenciales para que inviertan su capital en el mercado ecuatoguineano”. 

-Actualmente, ¿cuál cree que es la posición de Guinea Ecuatorial en el sistema de la ONU y qué actividades principales se realizan con los organismos del sistema? 

-“Como todo país soberano, la República de Guinea Ecuatorial tiene su merecido lugar en el concierto de las naciones. Bajo la máxima dirección e ingeniosidad de S. E. Obiang Nguema Mbasogo, Presidente de la República de Guinea Ecuatorial, nuestro país milita a favor de un sistema de las Naciones Unidas más justo y más ilustrativo de la época en la que vivimos, porque las normas y los modales de 1945 no son coherentes con la realidad política y económica de un mundo globalizado, tal como lo conocemos hoy en día.  

La reforma de las instituciones de Bretton Woods, del Consejo Económico y Social y del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas es imperativa. Aquí, lo que se pone en juego es la credibilidad de la ONU.  

La República de Guinea Ecuatorial siempre ha demostrado buena fe en su colaboración con el sistema de las Naciones Unidas. De hecho, somos miembros de casi todos los organismos internacionales y las agencias especializadas del sistema. Cabe hacer énfasis sobre el hecho de que hemos firmado la mayoría de los convenios del sistema y ratificado sus protocolos facultativos, así como cumplimos regularmente con la presentación de los diferentes informes periódicos”.  

-Usted conoce bien la imagen tan distorsionada que se tiene de Guinea Ecuatorial en otros lugares del mundo y el desconocimiento que hay sobre el auténtico desarrollo del país. ¿Puede darnos su opinión sobre las causas? 

-“La imagen distorsionada que se tiene de Guinea Ecuatorial en otros lugares del mundo es la imagen que se tiene de todo el continente africano, simplemente porque es la imagen que favorece a un bloque de países que desean tener el monopolio del desarrollo y bienestar del mundo  Por eso, hace falta que nosotros, los africanos, creemos instituciones fuertes para aportar soluciones africanas a nuestro continente. Desde Guinea Ecuatorial, creemos en la capacidad y el potencial de África. Guinea Ecuatorial es un país abierto a todos: les invitamos a testimoniar el desarrollo «in situ»”. 

-De la misma manera, como persona que trabaja con la ONU, ¿es consciente de que muchos datos que se publican relativos a Guinea Ecuatorial ofrecen estadísticas muy atrasadas? ¿Por qué esto es así? ¿Cuáles son los principales trabajos que se están preparando para solucionarlo? 

-“Sí, lo sé. Por eso es importante practicar una diplomacia muy activa, pragmática y ofensiva, ya que debemos estar presentes y hacer entender la voz de nuestro país en los diferentes departamentos de las Naciones Unidas y en los otros organismos internacionales. Muchas veces, las Naciones Unidas se basan en los informes elaborados hace más de veinte anos por algunas ongs, sin ni siquiera tomar en cuenta la realidad política y económica actual del país, ni la argumentación gubernamental del mismo. Lo repito: nuestra diplomacia tiene que estar muy atenta y dinámica con el fin de corregir la desinformación y luchar contra la política de dos pesos y dos medidas que siempre prevalece”. 

-¿Cómo ve la actual situación de desarrollo de su país? 

-“Debería haber una toma de conciencia colectiva de todas las hijas y los hijos de Guinea Ecuatorial para que valorásemos el auténtico desarrollo de nuestra querida patria. Guinea Ecuatorial es un país soberano y debemos intentar vivir bajo nuestros propios modos culturales, tradicionales, sociopolíticos y económicos. 

En diez años, el país ha cambiado radicalmente. Desde 1979, ha existido la voluntad política hacia un desarrollo sostenible y una Guinea mejor. Sólo nos hacían falta los recursos para materializar nuestras ambiciones y, por eso, el descubrimiento del petróleo ha sido una oportunidad sin precedente. Bajo las orientaciones de Su Excelencia Obiang Nguema Mbasogo, Presidente de la República, el Estado ha invertido masivamente en las infraestructuras, en el sector de la sanidad y en la educación, y aprovecha esa prosperidad para ganar más importancia en el contexto político y diplomático. 

Sin embargo, somos bien conscientes de que nos queda mucho que hacer para llegar a un desarrollo sostenible. Por ejemplo, tenemos prevista la diversificación de nuestra economía, para que no dependa solamente de los hidrocarburos, y también poner el acento sobre la agricultura y el turismo. Por otra parte, el saneamiento de la gestión de los fondos públicos es otro imperativo para evitar un déficit presupuestario del producto nacional bruto. 

Entendemos que el desarrollo de nuestro país debe hacerse con nuestros recursos y sin deuda externa. Nuestra independencia no tiene precio y eso «ad vitam aeternam»”. 

-A nivel más personal, ¿cómo es su vida en Ginebra? ¿Cómo suele ser un día normal de su jornada de trabajo? ¿Qué es lo que más valora de esta ciudad? 

-“Mi vida en Ginebra es muy simple. Trabajo de lunes a viernes de las 9 de la mañana hasta las 6 de la tarde. El resto del tiempo lo paso con mi muy querida familia”. 

Oficina de Información y Prensa de Guinea Ecuatorial.